Inicio UACh / Dirección de Tecnologías de Información / / Noticia


Mercado laboral: la biotecnología, la IA y la robótica sacuden el mundo del trabajo


Se impone la convivencia híbrida entre el modelo presencial y virtual; la tecnología avanza en la oficina y obliga al aprendizaje permanente; riesgos y oportunidades.

La pandemia aceleró el trabajo remoto y se vio que funciona... La gran apuesta para la vuelta a la oficina es el sistema híbrido, donde algunos días se trabaja desde la casa y otros se vuelve a la compañía. En este entorno, habrá una convivencia entre lo presencial y lo virtual. Así, dentro del aula, el profesor tiene dos grupos, uno en carne y hueso, y otro en una pantalla.

La modalidad híbrida, con un ahorro de hora cuarenta de viaje por día, ha dado buenos resultados, exponen los expertos. Hoy las empresas se están reorganizando para salir del homeoffice hacia un modelo híbrido. Sin embargo, no se puede volver a la oficina de la misma manera, como si nada hubiera ocurrido.

Reconfiguraciones
La tecnología produce cambios de fondo. El proceso más interesante que se visualiza, indican los investigadores, es que las computadoras ahora hacen tareas intelectuales, que hasta acá requerían de un ser humano. Hoy, dos tercios de los trabajos actuales probablemente desaparezcan en los próximos 20 años. La buena noticia es que hay 20 años para acomodarse.

Los avances de la tecnología impulsan la búsqueda de perfiles con las más variadas habilidades. Un trabajo realizado para el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) denominado "Tecnolatinas 2021", a fines del año pasado, contabilizó en la región 1005 compañías unicornio, que generaban en conjunto un ecosistema valuado US$221.000 millones. Esas firmas, entre todas, emplean a más de 245.000 personas en la región. El informe destaca que se multiplicó por 32 el valor del ecosistema en general en la última década, al pasar de un estimado de US$ 7000 millones en 2010 a US$ 221 mil millones el año pasado.

Ignacio Peña, a cargo del informe del BID, es optimista: "Estamos en el medio de una revolución tecnológica que genera muchas oportunidades para dar un salto de productividad a nivel global. Puede llevar a un 50% de crecimiento para América Latina en los próximos diez años".

Comercio electrónico, inteligencia artificial, energías renovables, exportación de servicios del conocimiento, finanzas digitales, manufactura avanzada (con impresoras 3D y robots, entre otros) redefinen el panorama laboral. "Se viene esta revolución tecnológica que se acelera, que transforma todos los sectores y genera oportunidades para trabajar en las industrias del futuro", agrega Peña.

Fuente:www.lanacion.com